Crítica de 'Maldita' (2020) Temporada 1 - Serie Netflix



Interesante versión de la leyenda artúrica con buenas dosis de epicidad y fantasía, aunque llena de altibajos.


Tras la muerte de su madre, Nimue (Katherine Langford), una joven con un misterioso don y destinada a convertirse en la poderosa Dama del Lago, emprende una expedición para encontrar a Merlín (Gustaf Skarsgård) y entregarle una antigua espada. En el camino, halla un compañero inesperado en Arturo (Devon Terrell), un humilde mercenario. A lo largo de su viaje, Nimue se convertirá en símbolo de coraje y rebeldía contra los aterradores Paladines Rojos y su cómplice, el rey Uter (Sebastian Armesto).

La leyenda artúrica es una de las historias medievales con más adaptaciones realizadas a lo largo de la historia en teatro, cine y televisión. Ahora le toca el turno a Netflix que, después del éxito de 'The Witcher', vuelve al género de fantasía épica con esta adaptación de la novela homónima de Tom Wheeler y Frank Miller, que a su vez hacen de creadores y productores ejecutivos. En esta ocasión, la trama se centra en la figura de Nimue, la desdichada Dama del Lago que en algunas revisiones del mito entrega Excalibur al joven Arturo, sin rocas de por medio.

Imagen Maldita

La ficción cuenta con un tono que mezcla los estándares violentos de las series de fantasía actuales, como la mencionada con anterioridad y 'Juego de tronos', con producciones de aventuras más noventeras tipo 'Hércules: Sus viajes legendarios' o 'Xena: La princesa guerrera'. Esto puede apreciarse en el alto contraste de algunos elementos que, por su alta calidad o mediocridad, lastran la producción a lo largo y ancho de sus diez episodios. Atención a las transiciones entre escenas, un regalo para los fans del estilo Miller. 

En esta visión feminista de la Materia de Bretaña, Wheeler y Miller crean un mundo de pura fantasía rico en mitología tanto artúrica, como de creación propia. Entre aldeas, castillos y ruinas, todo un abanico de criaturas sobrenaturales y distintas especies humanoides con habilidades mágicas conocidas como los Fey, conviven de forma violenta con los dominadores humanos corrientes, llenos de miedo y rechazo ante lo que consideran anormal



Imagen Maldita

Así, como una metáfora de las fobias sociales del mundo real, surgen los Paladines Rojos de Dios comandados por el hipócrita padre Carden, interpretado por Peter Mullan (Ozark, Hostiles) y el obediente Monje Llorón de Daniel Sharman (Fear The Walking Dead, Los Medici), con el objetivo de perseguir y aniquilar a todo aquel que ose ser diferente. Por supuesto, para llevar a cabo tal 'divina' tarea, cuenta con el apoyo del pueblo representado por un patético e histérico rey Uther Pendragon en la piel de Sebastian Armesto (Harlots: Cortesanas, El cazafortunas). 

Pero, de los escombros de la destrucción, surge la figura de Nimue, que interpretada por Katherine Langford (Por 13 razones, Puñales por la espalda), deberá superar la calamidad con la ayuda de sus poderes, una enigmática espada y sus nuevos compañeros, entre ellos el Arturo de Devon Terrell. Ambos no terminan de cuajar una buena interpretación y sus personajes resultan insoportables en algunas ocasiones. Mención especial a Gustaf Skarsgård (Vikingos, Westworld), que da vida a un Merlin borracho y pícaro y es sin duda de lo poco que se puede rescatar del reparto.



Imagen Maldita

'Maldita' es una serie amena que realiza una interesante revisión de la leyenda y está llena de epicidad, magia y fantasía, pero también de altibajos. Como ocurre con 'The Witcher', es una auténtica montaña rusa de calidad que cuenta con tantos momentos brillantes como fases que rozan lo cochambroso. Aunque quizá aquí encontramos un poco más de lo segundo, y es una lástima, porque cuando sucede lo primero la ficción nos regala un gran espectáculo. Especial hincapié en las interpretaciones y algunas situaciones, realmente vergonzosas en varios casos.

Pese a esto, se podría decir que en esta ocasión su conjunto de defectos y virtudes resulta aceptable. La serie cuenta con un nivel de producción sorprendente, que plasma con detalle todos los elementos fantásticos de la leyenda y la novela, tanto en efectos visuales como en vestuario y maquillaje. Tampoco puede negarse que cumple con creces su propósito de entretener, sobre todo tratándose de un género que se encuentra de capa caída en su forma más pura. Suerte que todavía está a tiempo de corregir sus fallos con una más que probable segunda temporada.

'Maldita' ya está disponible en Netflix.

Puntuación: 6,5/10


Recuerda que puedes seguirnos en Facebook, Twitter o Instagram.

Publicar un comentario

1 Comentarios

  1. Mala no malísima... Además en ocasiones se hace imposible ver doblada al español el montaje de los audios de doblaje son pésimos no se oyen dialogós importante y de subir el volumen luego los efectos estruendosos d sonidos te revientan los tímpanos. Ahora verla en inglés no aporta demasiado en la historia q se hace lente y aveces demasiado apresurada

    ResponderEliminar

¡Envíanos tu comentario!