Crítica de 'The Great' (2020) Temporada 1 - Serie Starzplay

Imagen The Great


Uno de los mejores duelos interpretativos de la televisión actual se dan la mano en esta comedia de época fresca, gamberra y necesaria.


Catalina (Elle Fanning), una joven idealista y romántica, llega a Rusia para casarse en un matrimonio concertado con el voluble Emperador Pedro (Nicholas Hoult). Ella hará el viaje esperando amor y sol. Pero en cambio, encuentra un mundo peligroso, depravado y en subdesarrollo que se propondrá cambiar. Todo lo que tiene que hacer es matar a su marido, derrotar a la iglesia, contener a los militares y terminar por poner a la corte de su lado.

Del cineasta Tony McNamara, nominado al Óscar al Mejor Guion Original por la brillante 'La Favorita' (Yorgos Lanthimos, 2018), nos llega esta serie sobre el ascenso de Catalina II de Rusia. De de ser una simple forastera destinada al matrimonio concertado, la zarina se convirtió en la gobernante mujer más longeva en la historia de Rusia. Algo con lo que, unido a sus numerosos logros sociales y políticos, consiguió ganarse el título de 'la Grande', calificativo que ella misma detestaba.

Imagen The Great

Pero seamos sinceros, a la serie no le interesa en absoluto atarse al rigor histórico. Su claro tono enfocado a la comedia satírica de ficción se ve reforzada con un aviso en su título que anuncia lo siguiente: «*una historia real de vez en cuando». Por ello, McNamara realiza algunos cambios cronológicos verdaderamente significativos. Un ejemplo es el matrimonio de Catalina con un Pedro III ya nombrado emperador, investidura que en la realidad no ocurriría hasta 17 años después de la unión.

Elle Fanning (Día de lluvia en Nueva York, Maléfica: Maestra del mal) encarna a Catalina, una ingenua e inteligente joven que pasa de fantasear con el matrimonio perfecto a soñar con ser la mejor emperatriz que jamás haya reinado en Rusia. Fanning se desenvuelve con habilidad entre la amplia gama de emociones que su personaje debe recorrer. Un rango que va desde la ilusión más inocente, pasando por una profunda decepción ante el corrupto y patriarcal sistema ruso hasta llegar a la ambición total y desmedida.


Imagen The Great

Por otro lado, Nicholas Hoult (Tolkien, El banquero) brilla con su interpretación de un Pedro III inmaduro, psicópata e impredecible. Hoult aporta un equilibrio humorístico lleno de matices que resulta esencial entre tanta escena melodramática protagonizada por Fanning, consagrándose así como su contrapartida ideal. Ambos comparten una química notable y logran crear uno de los mejores duelos interpretativos de la televisión actual

Entre el radiante diseño de producción pasean, ataviados con las prendas provenientes del magnífico vestuario creado por Emma Fryer (Timadoras compulsivas), un elenco de secundarios a cual más excéntrico. Una criada que antaño fue parte de la corte (Phoebe Fox), un general alcohólico y necesitado (Douglas Hodge), un consejero cobarde (Sacha Dhawan), un arzobispo mezcla de guerrero y Rasputín (Adam Godley), o la ninfómana tía del emperador (Belinda Bromilow) con una extraña afición por la doma de mariposas, son algunos de los tantos ejemplos de la extravagancia de esta pintoresca ficción.




Imagen The Great

'The Great' cuenta con un tono provocador que bebe directamente de 'La favorita'. Sin embargo, aporta una mirada aún más irreverente y depravada de los hechos, con claras intenciones de retratar, e incluso exagerar, las formas y extravagancias de una alta sociedad perdida en los estrambóticos caprichos de su emperador y sus propias costumbres. Una tradición llena de sinsentidos que mezcla el más absoluto libertinaje con un férreo control religioso.

La ficción es también un vaivén de ritmo casi agotador que, en sus largos episodios de 50 minutos, permuta entre brillantes momentos de humor negro y escenas melodramáticas que en ocasiones resultan demasiado reiterativas. Pero esto no es motivo de alarma, ya que, con nuestras mentes bien abiertas a lo bizarro e inexacto, al final es inevitable dejarnos embriagar por los encantos de su pareja protagonista y su comedia fresca, gamberra y necesaria. ¡Huzzah!

La serie se estrena el 18 de junio en Starzplay.

Starzplay está disponible en Orange, Apple TV, Vodafone y ahora también en Rakuten TV.

Puntuación: 8/10


Recuerda que puedes seguirnos en Facebook, Twitter o Instagram.



Publicar un comentario

0 Comentarios